CÓCTEL MOLOTOV

Leo en la primera plana del ABC de hoy que la Sección Primera de lo Penal de la Audiencia Nacional no considera artilugio de carácter terrorista el “cóctel molotov”, razón por la cual absolvió del delito de terrorismo a tres acusados de practicar la kale borroka con botellas incendiarias. El redactor de la noticia se muestra escandalizado con este veredicto. Pero su perplejidad es injustificada. Tienen razón los magistrados de la Sección Primera de lo Penal de la Audiencia Nacional: sabido es, de toda la vida, en el País Vasco y en cualquier parte del mundo, que el “cóctel molotov” es un artilugio para cazar conejos, el mejor de cuantos se han inventado porque además de ser infalible es inflamable y permite alcanzar a varios conejos con un solo botellazo, amén de que deja la pieza perfectamente asada, lista para comer in situ.

Anuncios